Hacia una universidad hemisférica: Dr. Julio Frenk


190327 Interna Conferencia Frenk

Ya con casi un tercio de siglo de existencia, el INSP ha representado y ejemplifica las oportunidades que están a la vanguardia en materia de educación superior en salud pública integrada con la investigación”, aseveró el Dr. Julio Frenk, presidente de la Universidad de Miami, durante su conferencia magistral “Educación profesional en salud pública hacia el futuro: una visión hemisférica”.

Lo anterior tuvo lugar en el Auditorio “Guillermo Soberón” el pasado martes 26 de marzo, con motivo de los 32 años de fundación del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP) y como antesala al 18° Congreso de Investigación en Salud Pública (CONGISP) 2019.

Frente a la comunidad de estudiantes y de investigadores, el Dr. Frenk expuso que el momento de oportunidad que se vive en la actualidad en materia de educación superior se debe a la convergencia de avances recientes en las ciencias cognitivas, los desarrollos tecnológicos y, principalmente, el cambio radical en el mercado laboral. “Los graduados de hoy se están enfrentando al mercado de más dinámico en la historia de la humanidad, porque en el curso de sus estudios se crean profesiones nuevas que no existían antes de que ingresaran a la universidad; y una vez que egresan, dados los avances en la automatización y desarrollo de la inteligencia artificial, enfrentan un mercado laboral cambiante en el que las exigencias de trabajo son totalmente diferentes, por lo que necesitamos un concepto de plasticidad en el desarrollo de las trayectorias profesionales de los egresados”, detalló.

Derivado de esto, en el informe de la Comisión de Lancet “La educación de los profesionales de la salud para el siglo XXI”, del cual es uno de los autores junto con el Dr. Jaime Sepúlveda Amor, exdirector del INSP, se plantea una nueva estrategia educativa que contempla dos dimensiones: la instrucción y la institución.

En cuanto a la instrucción, el presidente de la Universidad de Miami explicó que un primer elemento es el cambio estratégico de un sistema cerrado consistente en el ingreso y egreso de las universidades. Sin embargo, “hoy la dinámica en el mercado de trabajo requiere una arquitectura abierta. Necesitamos rediseñar los espacios de educación superior como espacios a los cuales la gente entra y sale de manera recurrente durante su ciclo completo profesional, porque esos graduados van a experimentar oportunidades nuevas o trabajos que no existían”, puntualizó.

Asimismo, afirmó que se necesita un abordaje sistémico, es decir, una interacción constante entre el sistema educativo y el sistema de salud, en la que haya un equilibrio cuantitativo, pues “hay médicos que se gradúan y no encuentran trabajo de su profesión”, y un ajuste cualitativo, es decir, “que las competencias que se instruyen en el espacio educativo correspondan a las necesidades del sistema de salud”.

Un segundo elemento, refirió, son los principios para el rediseño educativo que contempla el aprendizaje basado en competencias, equipos inter y transprofesionales, una educación flexible y modular, el aprendizaje experiencial, niveles de aprendizaje (informativo, formativo y transformativo) y el diseño integrado de la instrucción (de campo, en línea y en sitio). Un tercer elemento es el desarrollo continuo de liderazgo, para lo cual es necesario cubrir todo el desarrollo profesional, lo cual “incluye pensar en futuros líderes, emergentes, actuales y maduros”. En este sentido, recordó que “necesitamos tener una oferta educativa diversificada, ya que en el sector salud los médicos y enfermeras empiezan a tener éxito profesional y acaban siendo colocados en una posición gerencial”.

Respecto al ámbito de la institución, señaló que hay un “gran reto en el desarrollo del profesorado porque todos fuimos educados en el viejo paradigma educativo, por lo que hay necesidad de un gran esfuerzo de desarrollo de nuevas competencias pedagógicas con la nueva tecnología”. También, agregó, es indispensable desarrollar capacidades institucionales diferentes, como espacios de aprendizaje, materiales pedagógicos y plataformas tecnológicas de forma activa e interactiva con los recursos didácticas y los colegas y el profesor.

Como resultado de esto, el Dr. Frenk planteó la idea de una educación global a partir de la visión de “una universidad hemisférica” que abarca el estudio del hemisferio de las Américas, la educación, investigación, atención a la salud e innovación tecnológica. Sobre la dimensión de la educación, resaltó que debe ser una formación para la vida que “nos prepare para tener trabajo, pero que desarrolle valores, entre los cuales está la vocación de servicio, la capacidad de disentir respetuosamente, la idea de basar nuestras decisiones en evidencias en lugar de prejuicios”.

Por último, a modo de reflexión, aseveró que las universidades deben ser “instituciones comprometidas con la apertura cosmopolita, abrazar los ideales de una visión global”, así como fomentar experiencias formativas comunes y compartidas, utilizar evidencia científica y ser excelentes y pertinentes.

190327 Interna Conferencia Frenk

 

Para poder visualizar la información es necesario tener instalado Adobe Reader

Última actualización:
miércoles 26 agosto 2020 16:47:24 por Webmaster INSP